El próximo 5 de mayo se llevará a cabo la rifa del polémico avión presidencial, y ya hasta los ‘cachitos’ están listos para empezar a venderse, pero ¿sabes lo que pasará si te ganas el avión?

Por supuesto, el ganador del avión presidencial será una persona que se volverá famosa instantáneamente en todo el país, pero a diferencia de lo que los memes nos han tratado de vender, tristemente el ganador de la rifa no podrá estacionar su avión en el garage ni sacar a pasear a sus amigos en él. ¿El motivo? Pues el ganador de la rifa no recibirá el avión en realidad.

Según dio a conocer el presidente, Andrés Manuél López Obrador, durante su conferencia matutina este martes, el ganador del sorteo no recibirá el avión presidencial, en cambio, lo que se ganará será un fideicomiso en el Banco de México en el cual se depositarán los intereses de la venta del avión presidencial, es decir, no habrá dinero sino hasta que el avión se venda. Destacó que el ganador del sorteo podrá aprovechar este tiempo para «decidir qué hacer con su dinero».

De igual manera, destacó que mantener el avión presidencial tiene un costo millonario, por lo que dárselo a un ciudadano sería más una carga que un premio. Entre otras cosas, el avión requiere de una inversión semanal de 4 mil dólares para su mantenimiento, además de que debe hacer viajes de cinco horas cada determinado tiempo para mantenerse en condiciones operativas, ¿el precio de cada viaje? Al menos 15 mil dólares.

Como si esto no fuera suficiente, por motivos legales, el ganador de un premio de este tipo debe realizar un pago de impuestos, otro problema que deberá enfrentar el ganador de la rifa.

El presidente señaló que se deberá definir algunas reglas más con el ganador de la rifa, «porque aún cuando alguien se saque el avión, sería muy lamentable que lo malbaratara. Como norma le tendríamos que poner que si lo vende, cuando menos sea a precio de avalúo, por él mismo, pues, pero es que estamos hablando de un avión; si lo va a rentar, tiene que tener una empresa que se lo administre. Ciertas cosas tendrían que resolverse».

Con información de El Universal.