Siempre que vemos un accidente como este, se nos sale una lagrima y pedimos a quién sea que escuche que no vuelva a pasar.

Y es que ver chelas derramadas nunca es algo lindo, ya que sabemos que alguien las pudo haber disfrutado en un día caluroso.

Esto sucedió en la carretera Toluca-Atlacomulco este martes por la tarde, causando tanto tráfico que algunos se desesperaron y comenzaron a llevarse algunas cervezas para sus casas.

Les compartimos el emotivo video: