Hace unos días el presidente de Estados Unidos, Donald Trump, acusó a su predecesor, Barack Obama, de intervenir las líneas telefónicas de la Torre Trump durante su campaña presidencial.

La denuncia ha sido duramente criticada, pero en redes sociales se convirtió en una nueva forma de burlarse del mandatario y Stephen King no iba a quedarse fuera de la diversión.

Y es que luego de las acusaciones de Trump, el escritor estadounidense de terror utilizó su cuenta de Twitter para burlarse de Trump con una serie de mensajes en los que asegura que Obama no sólo intervino los teléfonos de Trump, sino que lo hizo en persona y disfrazado de personal de la compañía telefónica.

También aseguró que Obama nunca dejó la Casa Blanca, sino que sigue escondido en el closet y además «¡Tiene tijeras!». Eso no es todo, incluso dijo que Obama «robó el helado de frambuesa que estaba fuera de la alacena».

Los mensajes de King fueron bien recibidos y acumuló decenas de miles de reacciones y retuits de sus seguidores.