*Foto ilustrativa*

La primera caravana de inmigrantes hondureños, acompañados de nicaragüenses, de 2022, salió este sábado desde San Pedro Sula, en el norte de Honduras, hacia los Estados Unidos, en busca de un trabajo para ayudar a sus familias.

“Nos vamos por falta de empleo, vamos a buscar un futuro mejor”, dijo Miguel Domínguez, un perito mercantil, originario de Taulabé, departamento de Comayagua, en la región central de Honduras.




Miguel es solo uno de los hondureños que hoy alentó a unos 300 inmigrantes del primer grupo que salió de la Central Metropolitana de autobuses, de San Pedro Sula.

 

En la caravana se encuentran muchas mujeres con niños de corta edad, algunas en grupos familiares o de amigos, de varias regiones del país centroamericano; así como muchos nicaragüenses.




Hasta las 03.00 horas locales, muchos de los inmigrantes, estaban confundidos porque unos decían que se iban “en la madrugada” y otros “a las 10 de la mañana”.

Entre la confusión por no saber la hora exacta de la salida, de un grupo de unas doce personas, incluidos mujeres y niños, se levantaron dos hombres a gritar de manera reiterada: “Es la hora de irnos, levántense, no podemos esperar hasta las 10 de la mañana”.




Los inmigrantes hondureños se que se han ido en caravanas han sido miles, desde la primera en octubre de 2018, por el punto fronteriza de Agua Caliente.

Sin embargo, otros miles, en promedio de entre 300 y 700 lo hacen a diario, solos o en pequeños grupos, según fuentes de organismos humanitarios que ayudan a los inmigrantes.

Las principales causas que llevan a los inmigrantes hondureños a irse de su país es por la violencia criminal y la falta de oportunidades de trabajo; de 9,5 millones de habitantes, el 70 por ciento son pobres según los analistas y entes humanitarios.




Con información de EFE.

¿Quieres que tu negocio aparezca en nuestras recomendaciones? Mándanos un WhatsApp dando click aquí https://wa.me/message/FB2J654SP2IWJ1