Llegó el 24 de diciembre, y has notado que la cena de Navidad saldrá más cara en comparación al año pasado. El menú de estas fiestas decembrinas tendrá un costo promedio mayor en 9.97 por ciento si se considera platillos como pavo, bacalao, lomo de cerdo, espagueti y ensalada de manzana.

Según datos recabados por Reforma, en 2018, el gasto para comprar un pavo ahumado de 5 kilos, 2 kilos de bacalao, 3 kilos de lomo de cerdo, un kilo de espagueti, 2 kilos de manzana, 2 kilos de jitomate, 2 refrescos grandes, 2 packs de cerveza clara, una sidra y 2 vinos nacionales, se ubicó en aproximadamente 2 mil 478.27 pesos.

En tanto el portal La Silla Rota publicó que el presupuesto para la cena del 2019 tendrá que ser de alrededor de 2 mil 725.44 pesos en Ciudad de México y el área metropolitana.

El incremento se debe a la gran demanda generada por los productos necesarios para preparar la cena, lo cual llevó a una volatilidad de precios que no se apegan al índice nacional de precios al consumidor, pues ayer el Inegi informó que la tasa anual de inflación se ubicó en 2.63 por ciento en la primera quincena de diciembre, la más baja desde hace 3 años.

El kilo de pavo tuvo un incremento de 13.85 por ciento, en tanto, el bacalao aumentó de precio en 16 por ciento.

Otros ingredientes fueron afectados por la sequía, lo que causó alzas en los precios de granos, cítricos y hortalizas.

Álvaro de Tomás Kutz, importador del producto, le comentó a Reforma que en el caso del bacalao, el precio de origen del producto subió entre un 10 y 20 por ciento respecto a 2018 y esta alza influyó en toda la cadena de comercialización hacia el consumidor.

“El proveedor en Canadá le subió de un 10 a 20 por ciento; en mi caso, fue un 15 por ciento”, detalló.

A su vez, Francisco Chapa, tesorero del Consejo Nacional Agropecuario (CNA), indicó que todo el año el sector agroalimentario padeció los efectos de los altos costos de la luz, el gas, los costos financieros y los combustibles.

Asimismo, Juan Carlos Anaya, director del Grupo Consultor de Mercados Agrícolas, manifestó que los incrementos de las hortalizas y frutas, como el frijol, el azúcar y la naranja, es consecuencia de la sequía que pegó en Zacatecas, Sinaloa y Veracruz, entre otros estados.

Con información de ‘La Silla Rota’.