Durante el juicio de Lisandro Rafael Posselt, todos en el Tribunal de Brasil quedaron sorprendidos al escuchar a Michelo Schlosser darle el perdón a su exnovio y besarlo después de que le disparó en cinco ocasiones.

Durante su declaración, Schlosser, de 25 años, pidió permiso al juez para abrazar y besar a su expareja, quien le habría disparado cinco veces en agosto de 2019 tras tener una fuerte discusión en una heladería.

De acuerdo con Schlosser, «él nunca me había agredido, siempre fue muy bueno conmigo y ya pagó por su error», motivo por el que le otorgó el perdón e incluso confesó que quiere casarse y vivir el resto de su vida con él.

Posselt fue detenido en agosto de 2019 y condenado a 7 años de prisión domiciliaria, cinco por intento de homicidio y dos por posesión ilegal de arma.

Con información de Televisa News.