Al PET le toma hasta más de mil años degradarse, motivo por el que es uno de los principales contaminantes y una amenaza importante para el medio ambiente.

Durante los últimos años han aparecido varias alternativas al uso de PET, sin embargo aquellas que realmente pueden marcar una diferencia son muy pocas.

Una de ellas que ha cobrado gran popularidad en los últimos días es ‘Ooho’, un envase biodegradable y comestible que puedes hacer en tu propia casa de una manera sencilla y sin gastar mucho dinero.

Estas pequeñas ‘bolsas’ de agua fueron diseñadas por el español Rodrigo García González y los franceses Guillaume Couche y Pierre Paslier, quienes se inspiraron en la cocina molecular para desarrollar estas burbujas a través de un proceso llamado *’esferificación’, en el cual los alimentos se encapsulan con texturas de gelatina.

Si quieres cocinar tus propias esferas de agua, aquí te dejamos la receta:

  1. Se pone un gramo de alignato de sodio en una taza de agua potable (es la que se va a esferizar), con una batidora se combinan de forma homogénea. La mezcla se deja reposar por 15 minutos.
  2. A otro recipiente con 4 tazas de agua se le agrega 5 gramos de lactato de calcio y se integran.
  3. ¡Es aquí donde la magia sucede!, la primera mezcla se agrega en cucharadas a la segunda. Muy pronto se ven las esferas al entrar en contacto con el lactato de calcio, se baten con mucho cuidado por 3 minutos, tiempo en el cual la membrana se forma.
  4. Por último se estabiliza la reacción retirándolas del recipiente y colocándolas en agua.

Y por si te lo estás preguntando, sí, puedes hacer tus esferas con jugo de frutas o agua de sabor.

Fuente: Hipertextual