Un hombre de la ciudad de Melissa, en Texas, Estados Unidos, fue detenido y acusado de la muerte de su hija, a quien metió a su refrigerador después de abandonarla en un auto bajo el sol.

De acuerdo con el diario The Independent, Michael Thedford olvidó a su hija de seis meses de edad en el auto y se quedó dormido por horas. Al despertar se percató que había dejado a la bebé dentro del auto bajo el sol. Mientras dormía la temperatura dentro del vehículo alcanzó los 33° Centígrados y le causó una insolación a la niña.

Al sacar a la niña del auto entró en pánico al sentir la elevada temperatura en el cuerpo de la bebé y lo único que se le ocurrió fue colocarla en el refrigerador para bajar su temperatura antes de llamar al 911.

Una vez que la policía y los equipos de emergencia llegaron al domicilio, la niña ya había muerto.

Por su parte, el Washington Post señala que Thedford es un maestro sustituto que en ese momento se encontraba desempleado, mientras que su esposa y madre de sus tres hijos es una veterinaria.

El sujeto fue acusado de homicidio, sin embargo fue liberado tras pagar una fianza de 20 mil dólares.