Sabemos que la cuarentena y el confinamiento ha sido bastante difícil para la gran mayoría y es que según los expertos el encierro podría generar depresión.

De acuerdo con un estudio de la Universidad del Oeste de Carolina, la convivencia con perritos produce cambios bioquímicos en tu cerebro.

Al grado que esta convivencia podría asemejarse a la de una terapia psicológica, ya que te ayuda a sentirte menos asustado, menos triste, más autosuficiente y seguro.

Asimismo, te ayuda a poner menos atención a tus temores y sobrellevar de mejor manera la cuarentena.

Esto consiste en que tal como tú estás cuidando de él, él te está ayudando a cuidar tu corazón y a expulsar lo negativo, en este caso los malos pensamiento, el ocio o simplemente estar ‘flojeando’, en casa.

1. Evita la soledad

La compañía de un ‘lomito’ siempre te va a ayudar a sentirte acompañado, la intensidad con la que ellos perciben tu compañía es inigualable, por lo que siempre estará queriendo tener contacto contigo.

2. Te mantiene activo

Jugar con el, darle de comer a sus horas y hasta limpiar sus ‘popos’ te ayudan a estar activo.

3. Aumentan tu felicidad

Cuando abrazas a tu perrito se estimula tu producción de serotonina y tu dopamina, por lo que tu estrés disminuirá y te sentirás muy feliz.