La actriz estaba a bordo de un bote en Turquía, cuando un accidente un tanto bizarro le sucedió. Por razones que desconocemos, Lindsay trató de levantar el ancla del bote y lo logró por unos gloriosos momentos; antes de quedarse atorada en la cuerda de esta misma.

Luchó para deslindarse del ancla, pero no salió ilesa, el enredo se llevó parte de su dedo anular. Afortunadamente sus amigos encontraron su dedo en el mar y la llevaron rápidamente al hospital.

La actriz lo documentó tanto en Instagram como en Snapchat:

(Imagen de Snapchat)

 

«Casi pierdo mi dedo por culpa del ancla. Bueno, perdí la mitad de mi dedo, gracias a dios encontramos la parte faltante… Acabó de tener cirugía para arreglarlo, duele mucho realmente.» Compartió la actriz en su Snapchat personal.

Entonces todos tranquilos, tanto Lohan como sus dedos están bien.

 

Fuente: TMZ