Durante los Juegos Olímpicos de Río 2016 la sustentabilidad y el reciclaje fueron temas importantes, tanto así que las medallas fueron hechas en gran parte con materiales reciclados y no se le entregaron flores a los medallistas durante las premiaciones.

Y aunque los últimos Juegos Olímpicos acaban de terminar y faltan cuatro años para los próximos, Japón ya se está preparando, y no sólo con estadios y eventos especiales, sino con la elección de los materiales para las medallas olímpicas.

De acuerdo con la BBC, las sedes olímpicas tradicionalmente obtienen el metal para las medallas de minas locales, pero en Japón no existe abundancia de recursos minerales, por lo que la capital nipona llevará el tema de la sustentabilidad un paso más allá.

Y es que Japón ha presentado la idea de obtener los materiales para las medallas a partir del reciclaje de dispositivos desechados, ya que a través de distintos procesos químicos se puede separar de los componentes electrónicos materiales como el platino, paladio, oro, plata, litio, cobalto y níquel.

Además, Japón buscan obtener metales como el hierro, cobre, bronce, plomo y zinc de los desagües de vehículos y electrodomésticos viejos como lavadoras y aparatos de aire acondicionado.

¿Hay suficiente material?

Esta idea luce bastante bien sobre el papel, sin embargo, la cantidad necesaria es una cifra bastante alta. Tan solo durante los juegos de Río se entregaron 5 mil 130 medallas, y la cantidad de material útil que se puede obtener de cada dispositivo es más bien poca.

Por otro lado, Japón tiene uno de los mayores índices de reciclaje, tanto en plástico, papel y vidrio como en dispositivos electrónicos.

Anualmente se desechan alrededor de 650 mil toneladas de dispositivos electrónicos pequeños como celulares, tabletas y relojes, de las cuales menos de 100 mil son recolectadas para reciclaje, una cifra que posiblemente no baste para fabricar las medallas.

Debido a esto, es posible que Japón deba pedir ayuda a otros países o compañías para que contribuyan en la recolección de los metales reciclados.