La ola de denuncias de acoso y abusos en Hollywood tras el caso de Harvey Weinstein atrapó este fin de semana a otro actor, en esta ocasión, al actor que da vida a Frank Underwood en la serie de Netflix ‘House of Cards’, Kevin Spacey.

El pasado fin de semana el actor Anthony Rapp señaló a los medios que en 1986, durante una fiesta en la que él era el único adolescente, Spacey intentó abusar sexualmente de él en algún momento de la noche, posiblemente bajo la influencia del alcohol.

De acuerdo con Rapp, él tenía apenas 14 años y había acudido a una fiesta en el apartamento de Spacey en Nueva York, una vez ahí, él descubrió que no había más jóvenes de su edad, por lo que cuando se aburrió entró a una habitación a ver televisión. Más tarde, Spacey entraría al cuarto con aliento alcohólico y lo arrojaría a la cama, postrándose sobre él. Afortunadamente el entonces menor logró zafarse y abandonar el lugar.

Rapp señaló que nunca volvió a hablar con Spacey sobre el incidente pero que tras el escándalo de Weinstein, se armó de valor y decidió denunciar el incidente que marcó su juventud.

Spacey responde

Tras la revelación de Rapp, el actor de 58 años no se quedó en silencio y publicó un comunicado en sus redes sociales, en él se disculpa por su comportamiento y asegura no recordar nada de aquél incidente, también justifica su acción señalando que si en verdad ocurrió lo que Rapp dice, fue debido a la influencia del alcohol, por lo que le pide una disculpa sincera.

En la segunda parte de su comunicado, Spacey no habla sobre el incidente, sino de su vida personal, y confiesa que a lo largo de su vida ha mantenido relaciones amorosas con hombres y mujeres, y que después de mucho tiempo de mantenerlo en privado, ahora ha decidido vivir abiertamente como un hombre gay.

El mensaje de Spacey fue duramente criticado, especialmente por confesar su homosexualidad, algo que miles de usuarios de redes sociales consideraron un descarado intento por desviar la atención del caso de abuso que se le adjudica.

[Con información de El Mundo]