Las autoridades de la Ciudad de México investigan las amenazas que han recibido varios colectivos feministas, especialmente los que más se están involucrando en la organización de las marchas del próximo 8 de marzo, de ser atacados con ácido durante la manifestación.

La titular de la Comisión de Derechos Humanos de la Ciudad de México (CDHCM), Nashieli Ramírez Hernández, indicó que ya se trabaja en conjunto con las autoridades capitalinas, quienes ya han abierto investigaciones por medio de la Policía Cibernética.

«Hacemos un llamado para que quienes tengan contacto con este tipo de amenaza puedan comunicarse a la Comisión», indicó la ombudsperson, e invitó a que quienes reciban este tipo de amenaza, guarden el enlace del perfil de la persona que lo envió, no capturas de pantalla.

De igual forma, se dio a conocer que las autoridades capitalinas están en contacto con los ejecutivos de Twitter y Facebook para dar de baja estas cuentas bajo los fundamentos de que hacen llamado a ataques de odio.

«Es un intento más bien por demovilizar y sembrar miedo», señaló. «Simplemente el mensaje constituye un delito y es un delito a perseguir, por eso nos tenemos que poner a investigar para prevenir», apuntó.