Cámaras de seguridad en Xuanwei, China, captaron el momento en el que un hombre deposita en un basurero una bolsa en cuyo interior se encontraba una bebé de apenas un par de horas de nacida.

De acuerdo con la policia local, los padres decidieron deshacerse de la menor al ver que se estaba poniendo azul y creer que no sobreviviría.

La menor fue trasladada al hospital Regional de Xuanwei, donde los médicos la atendieron de urgencia y señalaron que la piel de la pequeña se había tornado azulado debido a las bajas temperaturas de la región.

El padre fue identificado y permanece detenido por violar la ley, mientras que la madre fue liberada tras pagar una fianza.

[Con información de López-Dóriga]