Entre las personas encapuchadas que causaron destrozos en la marcha del pasado 8 de marzo había algunos hombres encubiertos, así lo informó Itzania Otero Manzo, directora de la Policíoa Metropolitana Femeni, Ateneas.

De acuerdo con Otero, las Ateneas identificaron a algunos hombres de complexión delgada que se cubrieron el rostro y se acercaron a retirarlos, sin embargo, «estaban protegidos por ellas mismas [las encapuchadas]». Al no ser capaces de retirarlos, se le pidió a las mismas mujeres encapuchadas que los sacaran de la manifestación, «pero no accedieron».

Fueron estos hombres y mujeres encapuchados quienes «iban haciendo destrozos» y no pudieron ser retirados de la marcha con motivod del Día de la Mujer.

La directora de las Ateneas señaló que actualmente se está intentando determinar si estos hombres son los mismos seis que ese día fueron llevados ante el Ministerio Público y quedaron en libertad unas horas después.

Sobre la razón por la que no retiraron por la fuerza a estos hombres y mujeres que realizaban destrozos, Otero dijo que la única consigna que tenían para ese día era «parar el fuego, evitar que lastimaran a alguien», incluso tenían la orden de «no evitar que rompieran ciertas murallas y vallas que se colocaron en Juárez, 5 de Mayo y Reforma».

El pasado 8 de marzo en la Ciudad de México se registró un saldo de 32 mujeres policías con quemaduras, raspones y golpes, quienes fueron atendidas por el Escuadrón de Rescate y Urgencias Médicas (ERUM).

Con información de El Universal.