Siempre es buena noticia que corporaciones pequeñas y grandes opten por el camino de la sustentabilidad energética amigable con el ambiente, Google es una de ellas.

El «Goliath» tecnológico planea que para 2017 todas sus instalaciones funcionen a partir de fuentes energéticas renovables, como la energía solar y la eólica.

Actualmente el 44 por ciento de sus edificios ya cuentan con sumistro eléctrico de esta clase.

Para muchos suena como una meta «técnicamente inalcanzable» en un futuro próximo debido a la inmensa cantidad de energía que Google consume, equivalente a toda la energía que consume la cuidad de San Francisco, unos 5,2 terawatts por hora.

Fuente: Betazeta