Por segunda ocasión, un ex-embajador de Estados Unidos en México rompe el silencio con respecto a las acusaciones en contra del ex-Secretario de Seguridad Pública, Genaro García Luna.

En una entrevista con LatinUS, medio de comunciación encabezado por el periodista Carlos Loret de Mola, el ex-representante de la Casa Blanca en la Ciudad de México, Anthony Wayne, admitió que el gobierno que representó estaba al tanto de que el gobierno encabezado por Felipe Calderón perseguía con más fuerza a unos cárteles que a otros.

Esta declaración llega en el contexto de la polémica generada por el juicio de EEUU contra el ex-secretario García Luna, quien fue el encargado de coordinar la ‘guerra contra el narcotráfico’ y a quien hoy se acusa de haber recibido millones en sobornos del Cártel de Sinaloa, encabezado por Joaquín ‘El Chapo’ Guzmán e Ismael ‘El Mayo’ Zambada.

A García Luna se le acusa de colaborar con el Cártel de Sinaloa también para eliminar a sus enemigos en el contexto de la guerra entre los cárteles, primero a Los Zetas, brazo armado del Cártel del Golfo, y después al clan de los hermanos Beltrán Leyva y lo que quedaba del Cártel de Juárez.

El periodista preguntó a White:

¿Contaba con alguna información de que en ese momento Genaro García Luna estaba coludido con los principales capos?

«Lo que puedo decir, es que notamos que había más énfasis en perseguir a unos grupos que a otros, y que había diferentes opiniones sobre las partes del Gobierno de México que estaban enfocadas a luchar contra el crimen organizado (…) algunos de estos actores (policía federa, ejército, marina, CISEN, etc), parecían perseguir más vigorosamente a unos actores que a otros», recordó el embajador. No obstante, indicó que nunca vio físicamente nada que apuntara a una conexión entre el jefe de la SSP y el cártel de El Mayo.

Vale la pena recordar que apenas hace dos semanas, otra ex-embajadora de la Casa Blanca en México, Roberta Jacobson, indicó que el Gobierno de Estados Unidos había recibido reportes de la colusión de García Luna con el crimen organizado, aunque después hizo hincapié en que estos reportes no habían sido confirmados en el momento.