Grant Thomas tiene 27 años, es buzo y amante de los animales, con estas calificaciones no es de extrañar que su hobby sea el sumergirse en cuerpos de agua para tomarse fotos con toda clase de animales marinos.

Cuba, Papúa, Nueva Guinea y Tonga son solo algunos lugares que este hombre ha visitado y en los que se ha sumergido en búsqueda de fotografías increíbles.

De acuerdo con el propio Grant, «la razón por la que comencé a tomarme selfies es porque no tenía a nadie que me tomara fotos», sin embargo, las también llamadas autofotos se convirtieron rápidamente en su sello distintivo.

Tiburons, cocodrilos, peces y tortugas aparecen en sus fotografías a distancias tan cercanas que no cualquiera se atrevería a soportar. Eso sí, una de las reglas que Grant se ha impuesto a él mismo es nunca molestar a los animales y solo tomarse fotos con aquellos que se acercan a él voluntariamente.

Aquí te dejamos algunas fotos de Grant.

Con información de Mirror.