Los gobiernos de Estados Unidos y Canadá acordaron mantener cerrada su frontera a todos los viajes no esenciales un mes más como medida preventiva para la pandemia del Covid-19.

La mañana de este martes, ambas naciones norteamericanas anunciaron que la frontera que los divide permanecerá cerrada hasta el próximo 21 de junio con excepción de los viajes esenciales como lo son el personal médico y conductores de camiones de carga que transportan alimentos y productos de primera necesidad.

El cierre de la frontera ya se había extendido por 30 días hace un mes, y ahora lo hace una vez más ante el continuo crecimiento de la enfermedad en Estados Unidos, donde más de 90 mil personas han perdido la vida hasta ahora.

Con información de Milenio.