En respuesta a la pandemia del Covid-19, los gobiernos de España y Canadá anunciaron este lunes el cierre de sus fronteras, tal y como han hecho ya Italia, Colombia y El Salvador, entre otros.

De acuerdo con el primer ministro canadiense, Justin Trudeau, solo se permitirá el acceso al país a las personas que sean ciudadanos o residentes canadienses, además de que se le negará el acceso a todas aquellas personas que tengan síntomas de la enfermedad sin importar su nacionalidad.

En un comunicado de prensa conjunto del G7, los líderes nacionales de Alemania, Canadá, Estados Unidos, Francia, Italia, Japón y Reino Unido, dijeron estar decididos a hacer «lo que sea necesario» para restablecer el crecimiento global ante la pandemia.

Por su parte, el ministro del Interior español, Fernando Grande-Marlaska, anunció esta mañana que se cerrarán las fronteras terrestres del país a partir de esta noche y mientras dure el estado de alarma en el país.

Hasta el momento, en el mundo hay más de seis mil muertes derivadas del Coronavirus, las cuales se ubican principalmente en China e Italia, pero siguen aumentando en más de 150 países.