El magistrado federal adscrito a Querétaro, Fernando Reza Saldaña, fue destituido e inhabilitado por 10 años, debido a que fue acusado de hostigamiento sexual contra 10 mujeres, informó el Consejo de la Judicatura Federal.

De acuerdo con Milenio, Reza Saldaña también es acusado de contratar a la esposa del magistrado federal, Javier Loyola Zosa, en acuerdo y beneficio personal del juzgador, quien también fue suspendido por su falta de profesionalismo y ejercicio indebido del cargo.

Durante el Pleno del Consejo de la Judicatura Federal aclaró que no habrá tolerancia y recordó que esta administración ha sido tajante respecto a casos sobre igualdad y no violencia de género, así como contra el nepotismo dentro del Poder Judicial de la Federación.

“El combate a la violencia de género y al nepotismo son dos de los ejes principales del CJF, pues representan un cáncer para la sociedad que, de entrada, debe ser combatido desde la trinchera de aquellos servidores públicos que juraron velar por la justicia y los valores constitucionales”.

Asimismo, destacó que “La vocación de un poder del Estado, como los es el PJF, es de servicio público. Son precisamente la ética, el profesionalismo y el absoluto respeto a los derechos fundamentales los valores que definen esa vocación”, señaló el órgano encargado de la vigilancia y disciplina de los jueces y magistrados federales.

Finalmente, el CJF enfatizó que la justicia está para el servicio y seguridad de las y los mexicanos, “los juzgadores federales del PJF estarán a la altura, ése es el compromiso con el que reafirma su labor el CJF en esta administración. Juzgadores y juzgadoras íntegras, capaces y sensibles frente a la justicia social”, concluyó.

Con información de ‘Milenio’.