¡Ya vimos la luz al final del túnel! Y es que con la reactivación de la cerveza en México en esta cuarentena, vimos la solución perfecta en un cubrebocas que tiene un depósito donde permite el consumo de cheve sin necesidad de quitártelo.

Este invento fue visto por primera vez en una publicación de Instagram a cargo de una cuenta llamada @unnecesaryinventions, misma que ya recibió más de 50 mil likes, provocando que muchas personas quieran comprarlo.

 

El tapabocas consiste en que en medio tiene una boquilla, tipo “chupón”, para consumir el producto, la capacidad de cerveza que le cabe es de 16 onzas, lo equivalente a una lata.