Para la compra de los 220 camiones que se requieren para poner en marcha el nuevo sistema de transporte Qrobús, los concesionarios podrían acceder a un crédito de Nacional Financiera (Nafin) y Bancomext,según dio a conocer Vanessa Rubio Márquez, subsecretaria de Hacienda y Crédito Público.

Durante una visita al estado, la funcionaria federal señaló que aunque ellos pueden autorizar el crédito para que se compren estas unidades, no pueden involucrarse en las licitaciones o compra de los mismos, pues eso compete a los estados o a la empresa única, Qrobús.

En el caso de Querétaro, ya el Jefe de la Oficina del Gobernador, Luis Bernardo Nava, ha dado a conocer que compete a los concesionarios la compra de las nuevas unidades, que serán importadas de china.

“Lo hemos hecho ya en algunos otros estados de la república y ha funcionado desde 100 unidades hasta con 100 unidades”, indicó.

Por su parte, el gobernador Francisco Domínguez indicó que cada uno de los camiones tiene un costo de entre un millón 200 mil pesos hasta 2 millones 200 mil pesos, por lo que el monto total oscila entre los 300 y 600 millones.

Los nuevos camiones se sumarán a la flotilla actual, y transitarán, principalmente por el eje Constitución de 1917.