Este lunes se estrenó en el 71 festival de Cannes la película mexicana ‘Cómprame un Revólver’, de Julio Hernández Cordón.

El estreno se realizó como parte de la Quincena de Realizadores, la principal sección paralela al festival de Cannes por la que han pasado directores de la talla de George Lucas, Ken Loach, Michael Haneke y Spike Lee.

La película, que fue aplaudida por la audiencia, nos muestra un México apolcalíptico que ha caído en el control del crimen organizado y en el que un hombre trata de sobrevivir junto a su hija. Esta es su sinopsis:

«En un mundo sobrepasado por la violencia, donde las mujeres son prostituidas y asesinadas, está una niña que usa una máscara Hulk y una cadena en el tobillo para ocultar su género y ayudar a su padre, un baterista adicto y atormentado, a cuidar un campo de béisbol abandonado donde juegan traficantes de drogas. Él ha logrado mantenerla a salvo hasta el día en que se le pide que toque en la fiesta de un capo de la droga en el desierto. Allí la pequeña quedará atrapada en el caos y la muerte»

La cinta fue grabada en Sonora y es protagonizada por actores no profesionales, entre ellos una de las hijas del director, quien lo acompañó a la proyección de prensa de la película en Cannes.

Tras la proyección de la película, el director expresó su postura a favor de la legalización de la mariguana para acabar con la violencia en el país, pues de otra forma «México está pagando los platos rotos».

[Con información de Milenio]