El monto a pagar de cada negocio son 226 pesos.

El presidente Municipal de Querétaro, Marcos Aguilar Vega, dio a conocer que en los próximos días se clausurarán los negocios en Central Park que no hayan renovado sus licencias de funcionamiento. El plazo para hacerlo, aseguró el edil, venció este fin de semana.

El viernes 8 de julio, las autoridades municipales clausuraron la totalidad de los negocios en dicho complejo corporativo y comercial. Esto, porque el hecho de que el dueño del terreno no había pagado el predial, causó que los comerciantes no pudieran renovar sus licencias. No obstante, el dinero que se debía al municipio fue pagado el domingo 10. Esto daba la oportunidad a los locatarios de renovar sus licencias, plazo para el que se les dio una semana -que culminó este fin de semana.

A decir del edil, aunque se dio una semana para que los negocios se regularizaran, muchos han optado por no renovar su licencia de funcionamiento -trámite que tiene un costo de 226 pesos.

“Nosotros estamos actuando conforme a la ley, sobre advertencia no hay engaño; el tratamiento que se hará desde el gobierno a todas las clases sociales será el mismo: la aplicación estricta de la ley”, indicó.

Asimismo, señaló que el plazo para la renovación de licencias no se extenderá.

“Nada más después que no se anden quejando o no anden haciendo llamadas pidiendo favores, no se va a aceptar ninguno, lo que se tiene que hacer es pagar 220 pesos, ya pagaron el predial que eran 8.5 millones, ahora cada negocio tiene que pagar 226 pesos, de ese tamaño es el compromiso”, advirtió.

No reveló cuáles negocios siguen siendo deudores.