Como parte de la declaración de Emergencia Sanitaria en el país, las autoridades ordenaron el cierre de todos los establecimientos no escenciales, sin embargo, algunos negocios han adaptado sus servicios para seguir operando a pesar de esto.

A través de sus redes sociales oficiales, la Comisión Nacional de los Derechos Humanos (CNDH) exigió a las autoridades investigar a algunos centros norcturnos en el país que ofrecen «servicios sexuales a domicilio» y que no están respetandolas medidas de aislamiento y suspensión de actividades.

La CNDH advierte que esta situación no solo atenta contra el derecho a la salud, sino que supone una «discriminación y posible trata de personas con fines de explotación sexual».

Con información de Sin Embargo.