La nueva reforma de la ley de impuestos decretada por Donald Trump podría hacer mucho más que afectar a la economía y clases sociales del país norteamericano, podría ser la causa por la que Apple adquiera a Netflix, así lo consideran varios analistas financieros.

La nueva reforma permitiría a Apple -y cualquier otra compañía- utilizar buena parte de las ganancias en el extranjero con un porcentaje menor de impuestos a la hora de tributar, de esta manera la empresa puede utilizar más dinero para la adquisición de otras compañías sin sufrir grandes repercusiones económicas.

Por sí solo, este hecho no vincula directamente a Apple con Netflix, lo que sí lo hace es el interés que tiene la compañía de la manzanita en crear sus propias series originales que aún no cuenta con una plataforma de distribución adecuada.

Para comprar Netflix, Apple tendría que desembolsar alrededor de 73 millones de dólares, unos 20 millones más de lo que Disney gastó en la adquisición de Fox el año pasado.

Cabe recordar que recientemente Apple ha realizado algunas compras importantes y que vale la pena destacar, como una startup dedicada a los podcasts, otra dedicada a la carga inalámbrica, la aplicación Workflow y la de reconocimiento musical Shazam.

[Con información de Hipertextual]