El precandidato del Frente Ciudadano por México, Ricardo Anaya Cortés, habría utilizado el nombre de una fundación para encubrir un negocio inmobiliario millonario en Querétaro en 2010.

De acuerdo con una investigación realizada por Proceso, Anaya Cortés creó la Fundación por más Humanismo en mayo de 2009 tras renunciar a la secretaría particular del gobernador panista de Querétaro, Francisco Garrido Patrón, y un año más tarde recibió un depósito de un millón 650 mil pesos por parte del empresario Abraham Jaik Villarreal, dueño de JV Construcciones Civiles.

El dinero fue utilizado posteriormente para la adquisición de un terreno en el que construyó un edificio que en 2016 vendió por 7.8 millones de pesos a la empresa Agacel Agregados y Asfaltos, copropiedad de Lorena Jiménez Salcedo, presidenta de la Confederación Patronal de la República Mexicana (Coparmex) en Querétaro y exsecretaria particular del gobernador panista Francisco Domínguez Servién.

Con el dinero adquirido, Anaya transfirió a Jaik Villareal el millón 650 mil pesos que le depositó años atrás y además depositó otros 4 millones 909 mil pesos a la empresa JV Construcciones Civiles.

[Con información de Sin Embargo]