El robo de teléfonos celulares presenta un incremento importante en el Centro Histórico de Querétaro, y de acuerdo con las autoridades, los delincuentes están comenzando a operar de maneras diferentes a las tradicionales.

Alfonso González Hurtado, presidente de la Asociación de Comercio Establecido del Centro Histórico, señaló que «se ha puesto de moda» un nuevo modus operandi entre los ladrones de celulares, quienes ahora fingen haber sido agredidos por alguien más y piden a sus víctimas que les presten su teléfono para alertar a las autoridades o comunicarse con su familia, pero en el momento en el que consiguen el teléfono se dan a la fuga.

«Los delincuentes llegan y te piden tu celular prestado, que porque le pegaron, entonces lo agarran y se echan a correr», mencionó.

Además, subrayó que el principal problema es que las autoridades no son capaces de responder efectivamente en estos casos pues cuando llegan al lugar de los hechos el delincuente ya ha escapado.

Por otro lado, advirtió nuevamente sobre la banda que opera en el Centro y que utiliza billetes falsos para estafar a los comerciantes y recordó que ya se tiene identificados a seis delincuentes dedicados a este crimen.

Detalló que estos delitos ocurren principalmente en el Mercado Escobedo, donde se registran hasta 12 intentos de engaño cada día.

Fuente: AM de Querétaro