A partir de este jueves 20 de febrero queda prohibida la importación de cigarros electrónicos en México, según la más reciente publicación del Diario Oficial de la Federación (DOF).

En el decreto publicado este miércoles se señala que esta medida se establece con el fin de proteger a la población mexicana de metales pesados y otras sustancias contenidas en éstos.

De acuerdo con las autoridades, el uso de los cigarros electrónicos (‘vapeo’) ha derivado en un aumento en el número de pacientes con lesiones pulmonares, resaltando que hay más de 200 casos documentados de pacientes con lesión pulmonar grave relacionadas con éstos.

La venta de los cigarrillos electrónicos está prohíbida en México desde mayo de 2008, sin embargo, seguía siendo posible adquirirlos al comprarlos por tiendas virtuales desde el extranjero.

En México, al menos 938 mil adolescentes han probado el cigarro electrónico, y 160 mil lo utilizan de manera habitual, según las cifras del gobierno federal.

Con información de El Universal.