Adoptar un buen hábito no siempre es fácil, pero si hay motivación, todo es posible. Para ayudarte a que comiences el tuyo, aquí te dejamos cinco lugares céntricos para que vayas a correr.

 

Querétaro 2000

Este lugar es ideal para ejercitarse en familia, ya que sus instalaciones cuentan con 2 pistas donde los adultos podrán realizar largas caminatas a paso lento o corriendo, mientras que los niños tienen sus áreas de juegos. El lugar abre desde las 7:00 am hasta las 22:00 pm, así que no tienes pretexto para no hacer ejercicio.  Si vas el fin de semana, el lugar es ideal para hacer un día de campo, andar en bici o rentar una bici.

 

Parque Álamos

En la colonia Álamos 2da sección, subiendo por la famosa calle de Ronco Pollo, podrás encontrar un circuito de aproximadamente 4 kilómetros, perfectos para una hora de ejercicio, después de un estresante día laboral. El lugar está al aire libre, por lo que no tendrás excusa para llegar. Te recomendamos tener cuidado, ya que la pista está rodeada de panaderías, cafés y restaurantes que serán una gran tentación para la dieta.

 

La Alameda

Si eres de los que tienen la mañana libre, puedes entonces aprovechar de las instalaciones del antiguo parque Alameda. El lugar cuenta con circuitos para corredores que combinan perfecto con el aire que se respira por los inmensos árboles que resguardan el lugar. Si vas con niños, no te preocupes, ya que también hay zonas para ellos.

 

Av. Universidad.

Avenida Universidad siempre estará disponible para tomar un paseo en bici o a pie. Hay que tener mucho cuidado con los automovilistas, por lo que, como sugerencia, siempre mantente alerta y escucha a nivel considerable los audífonos. Si vas muy temprano o por la tarde, seguro te tocarán los increíbles espectáculos que se ven cuando sale y se oculta el sol.

 

Cerro de las Campanas

Este imponente edificio, no es importante sólo por su presencia en la historia queretana, el lugar se ha vuelto imprescindible para los corredores que buscan espacios abiertos para emprender sus jornadas de ejercicio. Y es que, en el exterior, se pueden realizar buenas rutinas con subidas y bajadas para los intrépidos que gustan de pistas difíciles.