Los millennials han sucumbido frente al VIH. De acuerdo con datos del CENSIDA, casi se han triplicado los diagnósticos de esta enfermedad desde el 2010.

En estos ocho años creció 2.8 veces el número de casos seropositivos a VIH en jóvenes mexicanos entre los 15 y 34 años en un 284%.

El año pasado se contabilizaron 6 mil 781 casos notificados como seropositivo a VIH, por vía sexual.

Los estados del país con mayor tasa de diagnosticos durante el año pasado fueron: Quintana Roo, Campeche, Veracruz, Tabasco y Yucatán.

Fuente: Excélsior